Cómo escalar un negocio, facturar más y tener más tiempo

Cómo escalar un negocio
¡Puntúa este artículo!
(Votos: 3 Promedio: 5)

Escalar un negocio es básicamente la diferencia entre auto emplearse o crear un negocio que pueda crecer. 

En un lado, lucha por conseguir clientes y mantenerlos, a costa de muchas horas de trabajo a la espalda. Multiplicar clientes significa multiplicar también de forma exponencial la dedicación y el esfuerzo.

Y el resultado puede ser, lamentablemente, el riesgo de quemarse; de convertirse en esclavo de sí mismo.

Al otro lado, un negocio pensado estratégicamente en el que conseguir clientes no deriva en tener que doblar los esfuerzos ni la inversión.

Se trata de crecer con ayuda y de pensar qué y cómo será la oferta al mercado.

Pero, ¿cómo pasar de un modelo a otro?

¿Qué es escalar un negocio?

La escalabilidad de un negocio se relaciona con sus posibilidades de crecimiento y lo que esto implica.

Escalar un negocio significa aumentar su facturación e ingresos sin necesidad de aumentar sus costes. Por lo tanto, un negocio escalable tiene un gran potencial de crecimiento sin tener que invertir gran capital en sus infraestructuras.

Por ejemplo, si una empresa tiene que gastar 500€ para conseguir un beneficio de 2000€, podría decirse que es escalable si para facturar 4000€ no tenga que invertir otros 500€, sino que podría alcanzarlo invirtiendo 200€.

Un emprendedor debe buscar la escalabilidad de su negocio para lograr generar ingresos de forma exponencial sin destinar un largo tiempo ni esfuerzo en ello.

Así aumentará la tasa de rentabilidad.

Ventajas de tener un negocio escalable

Un emprendedor puede montar su negocio para auto emplearse, siguiendo el paradigma del profesional contratado por terceros; o puede avanzar hacia un modelo escalable, que se caracteriza por:

  • La infraestructura del negocio puede afrontar mayores volúmenes de usuarios sin tener que incurrir en costes adicionales, como inversiones y/o contrataciones.
  • Persiguen la mejora continua y la optimización de los procesos y los costos, precisamente para conseguir mayor rentabilidad.
  • A menudo la inversión inicial de puesta en marcha es pequeña.
  • La propuesta de negocio se va adaptando y reinventando en el tiempo para adaptarse rápidamente a las necesidades del mercado.
  • Un único cliente puede producir ganancias recurrentes, como en el caso de las membresías, por ejemplo.

Y todo esto deriva en una serie de ventajas:

  • Mayor beneficio económico con el mismo esfuerzo. Vender más no estará directamente relacionado con trabajar más.
  • Crecimiento y desarrollo continuo.
  • El emprendedor no tiene que estar solo y continuamente atendiendo su negocio.
  • Los automatismos permiten libertad y eficacia en los procesos.
  • Menos estrés para el empleador y mayor sensación de libertad.
  • Puedes llegar a todo el mundo.

Cómo escalar un negocio en 5 pasos

Quizá estés pensando que tu negocio, por sus características, no puede escalarse.

Pero no se trata tanto de lo que vendes, sino de la forma que lo ofreces al mercado; no es el qué, sino el cómo.

Vayamos por partes y analicemos cómo puedes escalar tu negocio en cinco pasos.

1. Crea un sistema

Es muy importante que desarrolles un sistema completo para tu negocio en el que definas aspectos como:

  • Definir bien la estructura de costes
  • Implementación de un sistema de venta para conseguir que estos no dependan en exclusiva de los recursos humanos
  • Definir la forma en la que se entregarán tus productos o servicios con el objetivo de lograr la efectividad y mayor facturación, invirtiendo el mismo tiempo y con el mismo esfuerzo.
  • Crear un manual de operaciones que recoja el funcionamiento de tu empresa y todos los procedimientos para las diferentes tareas.
    Yo siempre digo que detrás de todo consultor brillantísimo, hay una metodología de trabajo millonaria que se pierde… porque no se ha documentado. Además, documentar cómo trabajas con tus clientes, hará tus resultados más consistentes y mejorará la experiencia.

2. Contrata más personal

Empieza por hacer un ejercicio que te ayudará a resolver en qué partes del negocio resultas imprescindible:

  • Lista todas las tareas que se tienen que desarrollar para que el negocio funcione. 
  • Ahora marca las tareas de esa lista en las que consideras que tú debes estar presente; que no se pueden resolver sin que hayan pasado antes por tus manos.
  • Extrae las restantes, las que no has marcado como imprescindibles de cara a tu presencia.

Seguramente estarás sorprendido.

Estoy seguro de que de esa larga lista de tareas ahora mismo te estás ocupando tú de muchas de ellas (sino de todas). Y en el arranque es normal que sea así.

Pero si el objetivo es escalar, trabajar de esta forma no va a funcionar.

¿Cómo elegir las que debes asumir tú? Tú tienes que dedicarte a las que son el core del negocio, el 20% que producen el 80% de los resultados.

El resto de tareas delégalas en profesionales especializados, que las resolverán sin tener que estar detrás. Asigna funciones y responsabilidades y déjales trabajar.

Al ser profesionales especializados, las harán de una forma más eficiente que tú.

Puedes empezar por un asistente virtual que atienda a los clientes y se ocupe de las cuestiones administrativas. Pero también hay decenas de tareas que delegar, como: asistencia técnica, desarrollo web, creación de contenidos, copywriting, SEO etc.

3. Ofrece servicios grupales

Si eres consultor o coach vas a entender enseguida este caso.

Seguramente ahora mismo ofreces servicios uno a uno: un cliente cada vez, al que dedicas un tiempo y facturas en consecuencia.

Si no ofreces la sesión no hay factura; si un día tu cliente falla, no facturas.

Y si eres bueno y te llueven los clientes, esto significa que tienes que multiplicar el tiempo que dedicas a las sesiones, tantas veces como clientes tengas.

Facturas más sí, pero también aumentan exponencialmente las horas dedicadas.

Pero, ¿qué te parece pasar de ese modelo 1 a 1 a uno 1 a N? Reunir más personas en la misma sesión y emplear el mismo tiempo que a uno para todo el grupo.

Esta solución ofrece ventajas para ti y para tu cliente.

Desde la perspectiva del cliente de un servicio grupal:

  • Es más barato que el individual.
  • Se aprende más, porque cada cliente descubre a la vez otros 4 proyectos. Se minimiza el riesgo en grupo.
  • Es más divertido. ¡Fijo!
  • El 80% del valor puede ser entregado en el 20% del tiempo… si el mentor ha diseñado una buena metodología.

Podrás contratar perfiles más Junior que estarán operativos más rápido… y seguramente más felices de trabajar para ti porque les das autonomía, siguiendo la metodología que has diseñado.

Si lo piensas bien, solo hay ventajas.

Para mí, lo grupal siempre supera lo individual.

4. Lanza un infoproducto

Alcanzamos un escalón más en el nivel de escalabilidad de tu negocio: la creación de infoproductos.

Si llevas tiempo trabajando con éxito en 1 a N, con grupos, estarás cansado de repetir lo mismo.

Ha llegado el momento de crear tu infoproducto, con una claridad absoluta sobre lo que necesitas crear.

Una nueva línea de negocio basada en la creación y venta de productos digitales. Estos pueden tener diferentes formatos: cursos, libros, ebooks, webinars automatizados, congresos online, etc.

Se trata de que se vendan online, 24 horas al día y a cualquier parte del mundo de forma automatizada, sin que sea imprescindible tu intervención.

Te llevará trabajo crear ese infoproducto, sí. Pero la ventaja es que una vez desarrollado, el coste de la puesta a la venta es mínimo comparado con el resultado que puedes conseguir.

5. Crea una escuela de «mini-tús»

Puedes aprovechar la experiencia en tus proyectos de 1 a N y tus cursos para detectar talentos y ficharlos para que trabajen contigo.

Crear tu propia cantera de profesionales que ya saben cómo funciona el procedimiento, conocen exactamente qué tareas deben realizar y están ya entrenados en el trabajo con esta metodología.

Ejemplos de negocios escalables

Todos conocemos ejemplos de negocios escalables. Te voy a listar aquí algunos:

  • Venta de productos digitales, infoproductos
  • Edición y publicación de libros
  • Desarrollo de software
  • Creación de aplicaciones móviles
  • Cursos y trainings online
  • Plataformas de membresía
  • Masters y programas online

Si quieres escalar sin trabajar más, tan sólo debes aceptar que no lo vas a lograr entregando lo que vendes cómo lo haces ahora.

Cambiar es necesario.

La oportunidad que tienes por delante se lo merece.

Descubre cómo aprovecharla aquí.

Acerca del autor de esta entrada,

Franck Scipion

Acerca del autor de esta entrada,

Franck Scipion

Haz mucho más
con menos

Descubre cómo automatizar tu negocio para vender más mientras trabajas menos, reduciendo tu estrés a un nivel homeopático. Usa el poder del 1…

Haz mucho más
con menos

Descubre cómo automatizar tu negocio para vender más mientras trabajas menos, reduciendo tu estrés a un nivel homeopático. Usa el poder del 1…

¿ERES COACH O CONSULTOR Y TIENES PROBLEMAS PARA CAPTAR CLIENTES?

Descubre el sistema premium de Clientes Bajo Demanda:

Convierte tus conocimientos en un negocio de 6 cifras

Genera un flujo de clientes previsible mes a mes

Empieza a elegir a tus clientes

Deja de vendes horas y haz escalar tu negocio