Cómo ser un buen líder en tu negocio

El liderazgo es algo muy, muy de moda. No solamente está de moda en lo que es el mundo corporativo, las empresas, sino que también se aplica, por ejemplo, a la educación de los niños; los padres tienen que ser un ejemplo inspirador para sus hijos.

Pero esto viene de lejos. El archiconocido empresario y escritor Dale Carnegie ya escribió hace bastantes décadas un libro titulado Cómo ser un buen líder.

En esta lucha que todos tenemos para transformarnos en un líder inspirador, muy a menudo nos encontramos con dificultades internas, con una visión que tenemos, pero la realidad del presente es algo distinto.

Esto se debe a que dentro de nosotros conviven dos seres distintos, tú yo actual, la personas que eres hoy, y el yo futuro, es la persona en la que te quieres transformar.

Te voy a explicar cómo transformarte en un gran líder

Cómo transformarte en un buen líder en tu empresa

Quiero darte una herramienta muy práctica que te va a permitir acelerar tu transformación en esta persona, para que seas la versión 2.0 de ti mismo: una versión mejorada de tu persona.

Identifica tus pensamientos

Para hacer esto, vas a tener que tomar conciencia -un poco- de los pensamientos que tienes. Identifica todos los pensamientos: pensamientos negativos, frustración, actitud de víctima, envidia, ira, etcétera, etcétera.

Todos estos pensamientos, la mayoría de la gente no es consciente que los tiene; entonces, el primer paso, es tomar conciencia de ellos y a partir de ahí, quiero que entres en una lucha -realmente- de vida y de muerte contra tu cerebro inconsciente.

Y quiero que reformules todos estos pensamientos, porque estos pensamientos se van a transformar en palabras y es probable que tus palabras se vayan a transformar en actos.

¿Como cuál? Cada vez que veas que tienes un pensamiento en el que dudas de ti, en el que sientes frustración por algo que ha pasado, en el que te estás quejando porque no asumes tu propia responsabilidad.

Trata de reformular esto, trata de volver a tener este pensamiento, pero como lo tendría tu yo futuro, que -acuérdate- es una versión superior y mejorada de ti mismo. Entonces, lucha en contra de estos pensamientos limitantes, porque estos pensamientos, luego se van a transformar en actos.

Reformula tus palabras

El paso siguiente es, a veces, algunos de estos pensamientos puede escaparse y transformarse en palabras, que una vez que las hayas dicho, te des cuenta que no son las palabras mejores para motivar a tu hijo, a tu colaborador o a tu socio en el negocio.

En este caso, quiero que hagas el mismo ejercicio de: en el acto, tomar conciencia y tratar de reformular. Entonces, reformula en directo lo que acabas de decir, buscando una formulación más responsable y menos propensa a herir la persona con quién tienes esta comunicación.

Uno puede ser completamente duro como una roca, pero también muy justo y empático con sus palabras, esto es compatible, ¿de acuerdo? Entonces, este es el segundo elemento, de reformular también, las palabras que han salido de tu boca, procesadas de forma incorrecta. Obviamente, en este proceso está también el hecho de pedir disculpas y perdón a las personas que hayas podido herir.

Corrige tus actos

Y hay un tercer paso en este proceso de autocorrección y de transformación en esta versión mejorada de ti mismo, que son tus actos.

También tus actos hablan por ti solo y los actos también pueden reforzarse en positivo, cuando te comportas bien, cuando te estás comportando como el líder que quieres llegar a ser en algún momento, prémiate haciendo cosas que son para ti, agradables, indaga en lo que son tus fuentes de placer y date el premio que te mereces.

Un buen comportamiento, y a la vez, cuando estás haciendo una cosa de forma incorrecta, deberás también castigarte, no se trata de autofustigarte, pero si en este proceso de transformación, te quieres transformar en una persona más deportista, más sólida, más fuerte.

Cada vez que haces una cosa mal, haz diez flexiones, por ejemplo, es un castigo positivo porque va en la línea de transformarte en una persona más sana.

Pero a la vez, lo que estás haciendo es, hacer entender a todo tu ser, desde los músculos al cerebro, que ya no eres esta persona, ya no haces estas cosas y no los permites en tu nuevo modus operandi de tu forma de pensar.

Créeme que esto que estoy compartiendo contigo puede parecer algo hippie, pero es super potente esta toma de conciencia, esta reformulación de tus pensamientos, de tus palabras y de tus actos, literalmente crea el avatar que está creando tu realidad, que todo esto termina creando tu propio alegato.

Si quieres acelerar tu transformación en una persona mejor, tienes que ir trabajando estos elementos de forma proactivo.

Consejo extra para ser un buen líder

Y te voy a dar un último consejo que puedes poner en marcha. Deja de utilizar el futuro o el condicional, cuando te proyectas hacia tus metas.

Utiliza el presente, el presente es una forma de reforzar que realmente ya te estás comportando como un emprendedor de éxito, ya estás trabajando en tu transformación personal y es solo cuestión de tiempo que esta transformación de tu ser, resulta en una transformación absolutamente increíble para tu propio negocio.

Si quieres enfocarse hacia el éxito, apúntate a esta masterclass gratuita.

Acerca del autor de esta entrada,

Franck Scipion

Acerca del autor de esta entrada,

Franck Scipion

Haz mucho más
con menos

Descubre cómo automatizar tu negocio para vender más mientras trabajas menos, reduciendo tu estrés a un nivel homeopático. Usa el poder del 1…

Haz mucho más
con menos

Descubre cómo automatizar tu negocio para vender más mientras trabajas menos, reduciendo tu estrés a un nivel homeopático. Usa el poder del 1…